Criadas y señoras, de Kathryn Stockett

  
  



Título: Criadas y señoras
Autora: Kathryn Stockett
Traductor: Álvaro Abella
Editorial y año: Maeva, 2009

Tras terminar sus estudios, la joven Skeeter vuelve a su casa en la muy conservadora ciudad de Jackson, Misisipi. Estamos en 1962 y se supone que su máximo objetivo debe ser el de buscarse un marido, pero Skeeter sueña con una vida diferente, entregada a la literatura. Aibeleen, como la mayoría de las mujeres negras de la ciudad, se dedica a servir en las casas de los ricos. Su mejor amiga es Minny, una gran cocinera, cuyo fuerte carácter le ha valido la enemistad de las ricas mujeres blancas de la ciudad. Estas tres mujeres, ahogadas por una sociedad puritana y racista, unirán sus esfuerzos para llevar a cabo un proyecto clandestino y liberador.


Pocas veces un debut literario consigue llegar, a la vez, a gentes tan distintas. Traducida a muchos idiomas, aclamada por la crítica y los lectores y con una recién estrenada adaptación cinematográfica, Criadas y señoras, la primera novela de Kathryn Stockett, está resultando un gran éxito. Y no es para menos, ya que la autora norteamericana ha escrito una historia sensible dispuesta a zarandear y reprobar los valores éticos de un mundo tradicionalmente racista.

Skeeter es una mujer inconformista. Con unos sueños literarios que parecen fuera de su alcance, la joven se da cuenta de la situación que viven las criadas negras que trabajan en casas de parejas ricas y, claro está, blancas. Dispuesta a hacer algo al respecto, Skeeter cuenta con la ayuda de dos sirvientas, Aibeleen y Minny, y urde un plan para dar a conocer y denunciar las vejaciones de que a menudo son objeto por su color de piel. Ni que decir tiene que no todos lo verán con buenos ojos; es entonces cuando empezará una lucha por los derechos en la que los habitantes de Jackson deberán tomar partido.

Si hay algo que llama poderosamente la atención de Criadas y señoras es el curioso elenco de personajes principales. Muy distintos entre sí, todos participarán, de una manera u otra, en el ambicioso proyecto de Skeeter, ya sea colaborando en él o procurando frenarlo. Mujeres adorables como Aibeleen, respondonas como Minny, odiosas como Miss Hilly o  extravagantes como Miss Celia protagonizan momentos memorables que destacan por la naturalidad con que están narrados.

El estilo de Stockett es ágil, enérgico y, a la vez, ingenioso. A la autora no le tiembla el pulso a la hora de relatar situaciones tristes y emotivas, pero de vez en cuando decora el argumento con diálogos divertidos e irónicos que hacen las veces de atenuantes con los que uno encara mejor la dureza de la obra. No hay que olvidar, sin embargo, que lo que sucede en estas páginas está basado en circunstancias reales y crueles de hace tan sólo cincuenta años, aunque Kathryn Stockett lo aborda con un respeto y una entereza dignos de alabanza.

No sé si fue el libro del año, como reza la portada, pero es más que evidente que la crítica historia de Criadas y señoras ha supuesto un feroz mazazo a la conciencia social, en especial a la norteamericana. Hechos como los que se cuentan en esta novela se dan incluso ahora, en pleno siglo XXI, lo cual invita a la reflexión. Quizá, pese a todos los avances tecnológicos, aún no seamos tan modernos como creemos. Quizá.

15 comentarios:

  1. Muy buena reseña. Me encantó este libro. Me gustó mucho la forma en que Kathryn Stockett aborda un problema tan duro y cruel, como tú mismo indicas. La verdad es que ha sido una de las lecturas que más he disfrutado este año.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. No lo he leído aún. Es un libro que me da miedo coger y descubrir que entra en temas farrangosos.
    Luego veo opiniones como la tuya, perfectamente razonadas y miro mi lista de Navidad dispuesta a incluirlo.
    Ya te diré si lo hago finalmente.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hace poco vi la película, me gustó bastante. Normalmente no suelo leer un libro después de haber visto la película, porque conociendo la historia el factor sorpresa del argumento desaparece. pero las críticas de este libro suelen ser tan buenas que me dan ganas de leerlo, a ver si me hago con él. un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  4. Lo tengo pendiente de leer y la verdad que le tengo muchas ganas, he oído maravillas del libro y ya con tu opinión me has convencido para que sea de mis próximas lecturas!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  5. Todavía no lo he leído aunque hace tiempo que está en mi lista de pendientes, he leído opiniones muy buenas y estoy deseando descubrir la historia
    un beso!

    ResponderEliminar
  6. Te he visto hoy en algún blog común así que vengo para quedarme y decirte que el libro que reseñas me ha gustado mucho y también lo tengo reseñado en mi blog, te invito a que te pases por él http://omeucartafoldelibros.blogspot.com

    ResponderEliminar
  7. Vi la película hace un par de semanas y me gustó muchísimo. Y desde entonces lo tengo en mi lista de libros pendientes, porque fijo que le da un millón de vueltas a la peli, como pasa siempre, o casi siempre.
    Un besito!

    ResponderEliminar
  8. Lo quiero hace muchísimo, pero aún no lo he comprado. A ver si me lo regalan para navidad.

    Besos, Cuca

    ResponderEliminar
  9. Es de los mejores libros que he leído este año, emotivo y coherente, con personajes reales y sin caer en el dramatismo fácil.

    Un saludo desde Historias Susurradas.

    ResponderEliminar
  10. Tengo la novela en casa, que hace poco que me la prestó mi compañera de blog, Dácil. Cometí el error de ver primero la película, pero aún así tengo muchas ganas de leerlo y ver qué me parece
    Un beso
    Bea

    ResponderEliminar
  11. Disfrute mucho leyendo este libro, aun con cierto tono de humor, se esconde una gran critica detrás. Seria bueno reflexionar sobre muchas de las cosas que en él se tratan

    Un beso
    Lourdes

    ResponderEliminar
  12. Pues yo seré un caso raro digno de estudio, pero es que este libro no me llama la atención. Después de leer tantas críticas y todas buenas me da un poco de reparo leerlo y que me decepcione...
    Bsos!

    ResponderEliminar
  13. A mi me encantó esta novela, me parece una opcion diferente y muy entretenida

    ResponderEliminar
  14. Me han hablado muy bien de la novela y de la película... me la apunto para la lista de pendientes.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  15. Yo sólo he visto la película, no leí el libro. Y la película es interesante (por momentos me recordaba a la gran Tomates Verdes Fritos), aunque desde mi punto de vista, demasiado pastelona (en todos los sentidos posibles). La excusa que pone para denunciar el racismo (creo que para eso no hace falta excusa) de que el servicio utilice un cuarto de baño distinto al de los dueño de la casa, flojea un poco. Hay miles de motivos de mayor peso y menos comprensibles. Es cierto que si alguien es bueno para cuidar de tus hijos, también debería serlo para hacer sus necesidades en tu excusado, pero ¡cuanta gente no hay que es incapaz de hacer nada en un baño público o fuera de su propia casa!. Mucho más importante me parece y, apenas se esboza, el hecho de acusar a las criadas negras de robar, por ejemplo.

    ResponderEliminar