El enigma de la calle Calabria, de Jerónimo Tristante






Título: El enigma de la calle Calabria
Autor: Jerónimo Tristante
Editorial y año: Maeva, 2010

Barcelona, 1881. Gerardo Borrás, un acaudalado empresario, toma su coche de caballos para trasladarse a la estación de Sants y viajar a Madrid. Al llegar al final del trayecto, su cochero se encuentra con que su señor ha desaparecido. A petición de su buen amigo Alfredo Blázquez, ya que el desaparecido es el marido de su prima, Víctor Ros acude a Barcelona a investigar el caso adentrándose en una compleja y peligrosa investigación durante la cual recorreremos con él la populosa Barcelona del siglo XIX; desde los ambientes elegantes del Liceo a los poblados chabolistas de los inmigrantes; Gaudí, Monturiol, los últimos románticos y los primeros modernistas estarán presentes a lo largo de esta novela y acompañarán a nuestro protagonista en la resolución de un gran misterio en una sociedad en plena evolución a las puertas del siglo XX.


No hay mezcla más apasionante que la que resulta de unir historia y misterio. La ambientación en el pasado alimenta nuestra pasión por conocer qué y cómo sucedió hace años, mientras que la trama de intriga nos mantiene aferrados a las páginas e inmersos en el relato. Jerónimo Tristante ha sabido servirse de los beneficios de ambos géneros al escribir la -por ahora- trilogía sobre Víctor Ros, un detective a finales del siglo XIX. Como ya hiciera en El misterio de la Casa Aranda y El caso de la viuda negra, el autor murciano repite la exitosa fórmula en la tercera entrega, El enigma de la calle Calabria, novela con la cual viajamos a la siempre inolvidable ciudad de Barcelona.

Corre el año 1881. En la capital catalana se dan cita los artistas más transgresores, la burguesía más caprichosa y el nacimiento de la que se convertirá en una de las grandes ciudades europeas. En medio de un ambiente tan singular, la desapareción de don Gerardo Borrás, un notable de la sociedad barcelonesa, sacude la opinión pública. Y el desconcierto, y por tanto el escándalo, es aún más impactante cuando el desaparecido vuelve a casa con signos de haber visitado, literalmente, el infierno. Para desentrañar el misterio del regreso de Borrás, se acudirá a Víctor Ros, un detective de la Brigada Metropolitana de Madrid, el mejor en casos como este. Ros tomará cartas en el asunto y se verá las caras con el que puede ser el enigma más complicado de su carrera.

Jerónimo Tristante ha vuelto a lograrlo. Los ingredientes que forman las aventuras de Víctor Ros son tan maravillosos que uno no puede sino rendirse ante la maestría de este escritor. El enigma de la calle Calabria presenta un nuevo caso en el que acompañaremos a Ros por la ciudad de Barcelona. Si en las dos investigaciones previas me lamenté por conocer poco y nada Madrid y Córdoba, esta vez he disfrutado sobremanera. El autor ha sabido plasmar la atmósfera cambiante que reinaba en la capital catalana; no en vano fue entonces cuando empezó a surgir el movimiento apodado «Modernisme», el cual iba a modificar la estética barcelonesa, con personajes como Antoni Gaudí a la cabeza. La recreación de las calles, los bares y negocios y los entresijos que formaban el engranaje de Barcelona están descritos con una destreza única y especial, reservada para los mejores.

La trama de misterio, sin embargo, no se queda atrás, y de nuevo nos vemos obligados a aplaudir la enorme imaginación del autor, capaz de hilvanar argumentos intrincados que no hacen aguas por ningún lado. Otro de los elementos que encumbra las novelas de Tristante, seguramente el principal de todos ellos, es el propio personaje de Víctor Ros. A lo largo de los tres libros conocemos a fondo a un protagonista humano como pocos, irónico y muy sagaz. ¿Por qué debemos ir en busca de Holmes, Marlowe o Poirot cuando en España tenemos a un detective que reúne lo mejor del citado trío? Si, además, contamos con un escenario conocido que fácilmente podemos evocar, la alegría es mayor. Por último, la prosa, impecable, supone el broche de oro que perfecciona, más si cabe, la novela.

Si tuviera que elegir cuál de las tres aventuras de Ros es mi preferida, no sabría por cuál decantarme, sinceramente. En El misterio de la Casa Aranda descubrí a un policía muy peculiar y entrañable; El caso de la viuda negra confirmó a Jerónimo Tristante como una de las grandes voces de la novela de misterio en español; y El enigma de la calle Calabria demuestra que el autor se documenta con mucho rigor antes de invitarnos a recorrer las avenidas de una ciudad. Tan solo espero que Víctor Ros protagonice tantas entregas como otros detectives de origen extranjero, porque con ellas me deleito, me instruyo y, en ocasiones, también me emociono. Conoced a Ros y veréis que nada tenemos que envidiar a los grandes policías ingleses, belgas o italianos.

8 comentarios:

  1. No he leído todavía ningún libro de este autor. Y ahora me dejas con unas ganitas de hacerlo... A ver si puedo ponerme prontito con alguna de sus novelas, que me parece que me van a gustar mucho.
    Buenísima reseña!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que me gusta la pinta que tiene. Esa unión historia - misterio también suele funcionar bastante bien en mi caso.

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. No he leído nada aún de este autor pero tengo muchas ganas de probar, por lo que he visto las críticas que tiene son muy buenas
    besos

    ResponderEliminar
  4. No he leido ningun libro del autor, pero despues de leer tu reseña, no puedo dejar de llevarme apuntados los tres!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Ya empezamos. Esta reseña es a traición Xavier, ahora no sólo me apunto un libro sino ¡tres!
    Misterio, enigmas, Barcelona de trasfondo... promete.

    un beso!
    Patri

    ResponderEliminar
  6. Pues lo que tú dices, Xavier, habrá que estar atentos a este detective que parece no le tiene nada que envidiar a los que mencionas en la reseña, con todos mis respetos para esos buenos genios de las novelas de misterio. Sin duda, es un escritor a seguir el autor murciano. Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Historia-Barcelona-Misterio todo junto!? Me lo apunto sin dudar!!


    un petonet

    ResponderEliminar
  8. Tengo pendiente empezar con este autor y lo haré con "El misterio de la casa Aranda" que ya me está esperando, tengo muy buenas expectativas!

    ResponderEliminar