La edad de la ira, de Fernando J. López






Título: La edad de la ira
Autor: Fernando J. López
Editorial y año: Espasa, 2011

Marcos, un adolescente de clase media, asesina a su padre y deja malherido a uno de sus cuatro hermanos. Amigos, familiares, profesores de Marcos: nadie se explica lo sucedido. Nadie pudo preverlo. Las imágenes del crimen acaparan los medios. La violencia adolescente se adueña, de nuevo, de la actualidad. El crimen de Marcos no es un suceso aislado. Demasiados casos en los últimos años de menores envueltos en situaciones de extrema violencia. Bullying. Acoso cibernético. Ataques racistas. Trapicheos con drogas. Vídeos en YouTube con humillaciones a profesores. Docentes deprimidos. Fracaso escolar... ¿La culpa es de los adolescentes? ¿De sus profesores? ¿De sus padres? ¿Hay en verdad culpables o somos todos víctimas?



La literatura sirve, a veces, de trampolín para lanzarnos hacia un mundo de fantasía, de irrealidad y ficción, en el que procuramos encontrar elementos que echamos de menos en nuestras vidas, o que simplemente no existen. Hay otras ocasiones, sin embargo, en que es la mejor vía para plasmar una denuncia social. La edad de la ira, de Fernando J. López, plantea, en forma de novela negra, una importante crítica hacia el sistema educativo de nuestro país. Un mensaje brillante encerrado en una trama tan adictiva como sorprendente que nadie debería dejar escapar.

Santiago, un periodista que de adolescente estudió en el instituto Rubén Darío, se da de bruces con el suceso que ha sacudido la opinión pública de Madrid: un joven estudiante de ese mismo centro ha asesinado a su padre y dejado gravemente herido a uno de sus tres hermanos. La naturaleza atroz del hecho anima a Santiago a investigar cuanto sucedió y pronto se encuentra ante un paisaje de lo más extraño: nadie del entorno de Marcos, el supuesto asesino, es capaz de explicar, ni de entender, que el chico hiciera lo que hizo. Las pesquisas del periodista lo llevarán a entrevistarse con profesores, alumnos y familias, quienes poco a poco irán desmontando la versión oficial que se ha dado del crimen.

Si hay algo que querría destacar en primer lugar, es el estilo impecable, inteligente y cuidado de Fernando J. López. Da gusto leer novelas tan bien escritas, tan perfectamente hiladas, pensadas y narradas. El segundo aspecto que para mí hace de La edad de la ira una lectura apasionante y más que recomendable es el lugar donde transcurre la acción: un instituto. Las paredes del centro albergan a jóvenes con inquietudes, a jóvenes conflictivos; a profesores entregados, a profesores impasibles. El autor ha sabido retratar con gran fidelidad el ambiente que se respira en un instituto y que él, que también ejerce de profesor, sin duda vive día a día. Una atmósfera a un tiempo esperanzadora y desgarradora que deja claro cuáles son los puntos débiles de una educación cuyos medios resultan insuficientes.

Ahí reside, para mí, la grandeza de la novela: la crítica hacia nuestro sistema educativo, un plan al que la crisis económica ha hecho mucho daño con sus recortes. Me llevo las manos a la cabeza al leer algunas de las situaciones a las que deben hacer frente los profesores por culpa de la falta de recursos. Después nos sorprendemos de que muchos jóvenes anden por la vida desganados, sin motivaciones ni ilusiones. El autor lanza un dardo certero e hiriente y le da más contundencia al envolverlo de un argumento de homicidio. Una trama con un ritmo trepidante que sabe jugar con el lector, conducirlo hacia unos derroteros para, luego, avisarle de que por ahí está equivocado. Un argumento apasionante que estalla en un final apoteósico, inolvidable y tan perturbador como asombroso.

No puedo dejar de agradecer a Fernando J. López, además, que haya mostrado la valentía de tratar temas tabú en un instituto, como el racismo, el trato de la homosexualidad o el acoso escolar. La novela hace gala de una gran verosimilitud al no aparcar tan espinosas cuestiones, antes al contrario: las trata con el respeto, el rigor y el sentido con que hay que afrontarlas. La edad de la ira sabe meter el dedo en la llaga y pone de manifiesto las deficiencias que rodean al sistema educativo actual. Unos recursos claramente irrisorios que tarde o temprano darán un resultado -si no lo dan ya- tan desalentador como indignante. Ciertos políticos y ministros debería leer, sin duda, este libro.

27 comentarios:

  1. Tengo muchas ganas de leerlo.
    Lo conocí por la peli, cuando vi de qué iba la dejé aparcada hasta leerme el libro. Así que ando con ambos pendientes ;)

    Besotes

    ResponderEliminar
  2. Pedazo de trama presenta este libro y, encima, de candente actualidad. Debe ser un libro muy duro pero, como bien dices, también se podrán sacar grandes reflexiones de él...Gracias por la estupenda reseña que has hecho !

    ResponderEliminar
  3. Me fiaré de tu opinión, ya que como he podido comprobar tenemos gustos comunes, y el libro trata temas actuales. Así que lo pondré en mi lista para leer, la cual crece cada día más y yo con menos tiempo jeje.

    Un besiño

    ResponderEliminar
  4. Tal como lo presentas, apetece leerlo.

    ResponderEliminar
  5. Pues ni siquiera sabía que había peli :S Anotada. Aunque también digo una cosa: nuestro sistema educativo es el pimpampúm permanente, porque es criticable siempre, gobierne quien gobierne, estemos en crisis o en el no va más del derroche. Recortar en educación es condicionar el futuro de la sociedad por mucho tiempo. Pero ignorar sistemáticamente los fallos que hay en nuestro sistema educativo también tiene su delito.

    Sorry, que me lío :) Besos!

    ResponderEliminar
  6. Me gusta la doble vertiente de novela y denuncia social. Como dices, puede ser una lectura que ayude a concienciar sobre la gravedad de los problemas actuales que encierran los institutos. Gracias por la recomendación.

    Un beso!
    Patri

    ResponderEliminar
  7. Pues no conocía este libro. Y me llama muchísimo la atención por los temas que trata y sobre todo por esa crítica al sistema educativo que tenemos. Un libro que voy a tener muy en cuenta.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  8. Para un autor, leer una crítica tan emocionante como esta es un verdadero regalo. En cuanto a la película, lamento deciros que (al menos, de momento) no existe ;-) Saludos a todos y gracias por asomaros a 'La edad de la ira'.

    ResponderEliminar
  9. Ya me habían comentados otros lectores -todos con gustos diferentes- que esta novela está muy bien. A mi el tema de la juventud en general, o la literatura juvenil que trata asuntos escolares no me llama nada la atención desde que dejé el instituto, así que no creo que la lea pero sí tendré en cuenta todas las reseñas positivas por si algún día alguien me pidiera opinión sobre el tema.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Lo tengo pendiente por otra reseña que leí hace unos meses y espero hacerle hueco pronto. Besos.

    ResponderEliminar
  11. Ahora mismo no me llama mucho, demasiado real para mí. Este lo dejo pasar.
    Besito y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  12. Me apetece muchísimo este libro, son tantas las buenas críticas y me parece tan interesante que sí o sí lo tengo que leer en algún momento. Un besazo.

    ResponderEliminar
  13. He oído hablar muy bien de este autor. Yo tengo pendiente su nueva novela, a ver cuándo puedo leerla
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Le tengo muchas ganas a este libro, es la tercera reseña que leo del mismo y todas son muy positivas
    Besos

    ResponderEliminar
  15. No sé si animarme a leerlo pq seguro que acabo pillando un cabreo... Pero la verdad que parece muy interesante. Me lo voy a apuntar

    ResponderEliminar
  16. No me la imaginaba con ese corte tan realista, me gusta pero para leerla en un momento donde haya ganas de enfangarse en el asunto. Anoto. Besos

    ResponderEliminar
  17. Me ha gustado la reseña, además es triste comprobar por lo que dices la realidad de nuestro sistema educativo, que parece que no preocupa mucho a casi nadie.

    ResponderEliminar
  18. Ya estaba en mi lista por otras reseñas que había leído, me apetece mucho leerla ya que este tipo de historias de denuncia social me suelen gustar
    besos

    ResponderEliminar
  19. Lo había visto en la biblioteca pero nunca me animo a cogerlo. Habrá que darle una oportunidad.
    Besos!

    ResponderEliminar
  20. Parece interesante pero no sé si me termina de llamar la atención. Se me ocurre que podemos hacer un fondo común, comprar el libro entre varios y mandárselo al ministro de educación, jajaja. Si piensas que puede ayudar en algo, yo me apunto :-)

    Besos!

    ResponderEliminar
  21. Me sonaba el título, pero no le he puesto cara hasta ahora. ¡Cómo me ha gustado lo que dices! Estoy segura de que en algún momento lo leeré.

    Un beso :)

    ResponderEliminar
  22. ¡Qué interesenta! Nuevamente he hecho un gran descubrimiento gracias a este blog.

    Petonets

    ResponderEliminar
  23. Por tu reseña es un libro muy interesante y bastante duro por lo temas que toca. No lo conocía, gracias por tu opinión.

    Besos.

    Un Lugar Mágico.

    ResponderEliminar
  24. Me llama mucho la atención este libro, creo que haré lo posible por hacerme con él pronto. Trabajo en un instituto así que estoy deseando ver si realmente transmite la terrible situación que estamos viviendo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  25. Me alegro que hayas disfrutado de su lectura. A mi me encantó!
    Es una lectura recomendable al 100% para adolescentes, padres, profesores, políticos......

    Muy buena reseña!
    Besos.

    ResponderEliminar
  26. Excelente trabajo literario! Lo descubrí mientras buscaba material que tratara de temas relacionados con problemas dentro de los sistemas educativos. Vaya que encontré algo más que bueno!

    Buena reseña!

    ResponderEliminar
  27. Hola, justo acabo de comentarte en tu blog en otra reseña y me encuentro con esta. Este libro me encantó, y más cuando tú por tu profesión te encuentras casos parecidos demasiados días.

    El libro está muy bien escrito y atrapa desde la primera página. Tienes toda la razón y te acompaño en tu clasificación/nota.

    La Estupenda

    Kiss

    ResponderEliminar