El Libro de los Baltimore, de Joël Dicker

 
 
Autor: Joël Dicker
Traductoras: María Teresa Gallego Urrutia y Amaya García Gallego
Editorial y año: Alfaguara, 2016

Hasta que tuvo lugar el Drama existían dos ramas de la familia Goldman: los Goldman de Baltimore y los Goldman de Montclair. Ocho años después del Drama, Marcus Goldman pone el pasado bajo la lupa en busca de la verdad sobre el ocaso de la familia y revive la fascinación que sintió por los Baltimore, con sus vacaciones en Miami y en los Hamptons y sus colegios elitistas. Con el paso de los años la brillante pátina de los Baltimore se desvanece al tiempo que el Drama se va perfilando. Hasta el día en el que todo cambia para siempre.


Recuerdo con mucho cariño la publicación de La verdad sobre el caso Harry Quebert. Por aquel entonces, yo trabajaba en una librería y no quise perderme la novedad del momento, de la que todo el mundo hablaba. Disfruté tanto de la historia de Harry y Nola que no dudé en recomendarla a quienes acudían a mí en busca de un libro adictivo para leer o regalar, y hubo quien volvió para agradecerme el consejo. Años después, reaparece Marcus Goldman, el escritor protagonista de aquella novela, en El Libro de los Baltimore, en el cual Joël Dicker sigue fiel a su estilo de mezclar pasado y presente con un apasionante halo de misterio que no nos deja abandonar la lectura hasta casi el final. Un vuelapáginas en toda regla que me ha durado un par de suspiros.

Marcus Goldman siempre ha preferido a los Goldman de Baltimore, sus tíos y primos, que a los de Montclair, su familia más directa. Ocho años después de que sucediera el Drama y de que la rama de los Baltimore se desintegrara del todo, Marcus decide rendir un especial homenaje a sus seres más queridos y poner por escrito cuanto les sucedió. Para ello, debe rebuscar en el baúl de los recuerdos e intentar arrojar luz a un misterio que ni siquiera él llegó a conocer con todos los detalles. Será entonces cuando los Goldman de Baltimore dejen de estar situados en un pedestal y cuando Marcus se dará cuenta de las mentiras que le han contado, a lo largo de esos años, para esconder la verdad.

Joël Dicker es uno de los novelistas más inteligentes del panorama editorial contemporáneo. Y no solo por que haya tenido éxito con sus publicaciones, sino sobre todo por la destreza con que echa mano de los ingredientes propios de un superventas a fin de presentarnos novelas que atrapan de forma inmediata e irremediable. El Libro de los Baltimore es una nueva prueba de que nos encontramos ante un escritor ingenioso y sabio que se gana al lector ya en la primera página y no lo suelta hasta el desenlace. La historia de los Goldman de Baltimore atrae, emociona y sorprende a partes iguales y está relatada a través de numerosos saltos en el tiempo que no hacen sino imprimirle un ritmo aún mayor. Si a lo anterior le añadimos un final de infarto en el que se resuelven las incógnitas y se nos cuenta lo que aconteció en realidad, sabréis por qué ha durado tan poco en mis manos.

Por otra parte, en esta ocasión me ha parecido entrever una mayor sensibilidad en la trama, como si el autor hubiera aprendido la lección y sabido cómo introducir una dosis de hondo sentimiento que llega al corazón y que consigue conmover. Los distintos personajes, además, llevan consigo un perfil más humano y veraz que permite que uno siga sus aventuras como si fueran auténticos conocidos y le hubieran despertado el sano interés por conocer qué les ha ocurrido. Por último, me gustaría dejar clara la diferencia que veo yo entre una prosa sencilla y una prosa simple: la primera huye de adornos y florituras para desgranar los acontecimientos con sinceridad y de manera directa; la segunda es incapaz de dar más de sí y puede aburrir con un vocabulario pobre, plano e insulso. En este caso, aplaudo la sencillez de la narración, que es el mejor vehículo con el que podríamos viajar para recorrer el relato de los Goldman.  

Aunque comparta al mismo narrador y protagonista, La verdad sobre el caso Harry Quebert no tiene ningún otro nexo de unión con los Goldman. No he hallado ninguna referencia a la historia de Harry y Nola, por lo que no debería importaros por cuál empezar. Joël Dicker me ha convencido una vez más y me ha regalado una de aquellas tramas vibrantes y ardientes que se pegan a las manos y lo mantienen a uno despierto hasta altas horas de la madrugada. Me gusta que una novela me robe horas de sueño y logre alargarme y alegrarme un poco el día, razón por la cual entenderéis a la perfección hasta qué punto quiero recomendaros El Libro de los Baltimore. Es la elección ideal cuando uno está harto de leer más de lo mismo o atravesando una dura crisis lectora. Hacedme caso si he retratado vuestra situación actual y seguro que me acabaréis dando las gracias.


         Si os ha gustado,     
     ¡visitad estas reseñas!     

44 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Jöel Dicker se ha convertido en uno de mis autores favoritos gracias a la capacidad para transmitir que tienen sus palabras.

    Me ha gustado mucho tu reseña. Está muy bien construida y describe a la perfección lo que es la novela.

    Muchas gracias por compartirla con nosotros. Ya tienes un seguidor más y espero leerte pronto otra vez.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por tus palabras! La verdad es que es la segunda vez que leo al autor y me ha convencido nuevamente por el ritmo trepidante de la novela. Es imposible dejar de leer y me ha mantenido despierto en unas horas en que normalmente ya estoy durmiendo, y eso es de agradecer. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  2. A mi también me encantó esta novela. Mira que me enganchó El caso de Harry Quebert, pero esta creo que es una evolución para bien del autor.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me ha parecido vislumbrar una evolución en cuanto al sentimiento de la historia. Aunque la relación entre Harry y Nola no está mal relatada, esta vez creo que el autor va más allá y sabe imprimir una mayor sensibilidad en el libro. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  3. Me alegra ver que te ha gustado tanto como me gustó a mí. Y lo leí durante el verano pasado y disfruté muchísimo de la historia.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una auténtica novela vuelapáginas que se lee sola y que dura uno o dos suspiros nada más. No me extraña que tú también la disfrutaras tanto, es una auténtica delicia para quienes apreciamos las historias adictivas y bien construidas. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  4. A mi es que Jöel Dicker me ha ganado para siempre, desde luego no te deja indiferente. Preciosa reseña, yo también he perdido horas de sueño con este libro...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Y qué bien empleadas esas horas perdidas! Bueno, más que perdidas, invertidas, ¿verdad? Cuando leí La verdad sobre el caso Harry Quebert me pareció imposible abandonar la lectura por los numerosos giros y sorpresas que la pueblan, y en esta ocasión me ha ocurrido lo mismo y con otros ingredientes. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  5. A mi me gustó muchísimo también, éste y el anterior :)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me queda el tercero en discordia, aunque creo que en ese la intriga no tiene tanto peso. De todos modos, no me importaría leerlo para ver qué tal se mueve Dicker en otro ámbito. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  6. Pues no estaba segura de si leerla porque había leído críticas negativas sobre ella, aunque si te digo la verdad no recuerdo en concreto qué decían, pero si te ha gustado tanto como el caso de Harry... entonces me la apunto.
    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo cierto es que como la he leído meses después de que viera la luz no sabría decirte si en su día encontré críticas negativas, no me acuerdo. Y casi que lo agradezco, porque así lo he empezado sin opiniones que pudieran intoxicarme la lectura; solo me quedaba el buen sabor de boca de la anterior, y ya ves que no se ha visto decepcionado, para nada. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  7. Me gustó más que la anterior me parece que estaba más trabajada y no tienes ojito está el mareante como la primera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido contigo en que creo que hay partes, o ingredientes, que están más cuidados, pero yo no sabría cuál elegir si me obligaran a decantarme por una o por la otra, la verdad. Me han gustado las dos muchísimo y por igual. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  8. Yo no he leído ninguno, y me han dicho que comience con este ya que es más flojo que el anterior... a ver si me pongo que le tengo muchas ganas, sobre todo al primero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como digo más arriba, no sé si uno es más flojo que el otro. Lo que sí te puedo decir es que yo he disfrutado una barbaridad con los dos y que si buscas una novela que te mantenga pegada a sus páginas, y que no te permita dejar de leer, las de este autor son una buenísima elección. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  9. Lo tengo pendiente desde hace meses a ver si logro hacer un hueco. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, qué difícil es a veces hacerle hueco a una novela con la cantidad de pendientes que tenemos, ¿eh? A mí me pasa lo mismo cuando visito otros blogs y veo reseñas de libros que quiero leer. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  10. Lo tengo pendiente, el anterior que leí del autor lo disfruté muchísimo
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues creo que te va a pasar como a mí y que recuperarás la adicción que en su día sentiste por Harry y Nola. La historia de los Goldman es muy distinta en varios aspectos, pero lo que sí lleva consigo también es un ritmo trepidante que no da tregua en ningún momento. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  11. Pues gracias por traermelo a la memoria, jaja Lo apunté cuando salieron las primeras reseñas porque me gustó mucho el anterior y no he vuelto a acordarme de él y mira que me llamaba mucho la atención.

    Bs.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Cuánto me alegro! A mí también me ocurre a veces cuando leo reseñas de otros blogs y veo que me recomiendan libros que en su día me llamaron y que ahora los había medio olvidado. Si disfrutaste del de Harry, seguro que este también te gusta mucho, aunque no esperes encontrar relación entre ambos, porque yo no he visto ni un solo nexo de unión. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  12. Todavía no me he estrenado con el autor. A ver cuándo me animo!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Ni siquiera has leído el anterior? ¡Muy mal! La verdad sobre el caso Harry Quebert fue uno de los libros de su año y no he parado de recomendárselo a todo el mundo desde entonces. Ahora sé que también puedo vender bien esta otra novela de Dicker, porque consigue estar a la altura de la anterior. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  13. Fijate que no estaba muy convencida de leer este libro pero despues de tu reseña se me quitan las dudas. Directo a la lista de pendientes va.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Así me gusta!, que me hagas caso. Ya ves que yo he tardado lo mío en volver a reencontrarme con Marcus Goldman, y lo cierto es que lamento no haberlo hecho antes. Aunque pensándolo bien, y como ya me han dicho más arriba, a veces está bien dejar pasar un tiempo y así poder recordar a los lectores que hay una novela que les puede gustar y no deberían olvidar. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  14. Respuestas
    1. Ya me contarás tus impresiones, espero que te guste tanto como a mí. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  15. El libro de "La verdad..." fue de esas lecturas adictivas, con las que no puedes parar de leer. Y por lo que comentas de esta novela creo que me pasaría algo similar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente. Lo que cuentas es lo que me ha ocurrido con las dos novelas que he leído de Dicker y creo que es ya el sello de identidad del autor. En este género, además, se agradece que el ritmo sea tan vertiginoso, porque no hay nada que me dé más rabia que leer una novela negra o de intriga que va de más a menos y que acaba diluyéndose en la nada absoluta. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  16. Hola, buscando opiniones sobre este libro he dado con tu estupenda reseña. Tengo buen recuerdo de La verdad sobre el caso Harry Quebert, de leerlo en un suspiro y sentía curiosidad de si éste sería en la misma línea, me has solventado mis dudas, definitivamente lo leeré.
    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco tus palabras. No pretendo sentar cátedra, ni mucho menos, sino tan solo expresar mi opinión sincera sobre lo que me ha parecido la novela, y ya ves que a mí me ha atrapado y conquistado tanto como la anterior. Espero que no te lleves una desilusión si finalmente le das una oportunidad... ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  17. Una buena historia con personajes muy bien retratados. Una novela estupenda, sin duda.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En cuanto a los personajes también he notado cierta evolución, porque los de la novela anterior en ocasiones aparecían desdibujados, y en este no es así. Me alegra saber que coincides conmigo y que tú también la recomiendas. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  18. Pues lo tengo pendiente desde su publicación y casi ha caído en mi olvido, la verdad... Gracias por rescatarlo.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta rescatar novelas que merecen una oportunidad. Ya sabes que hago todo lo posible por alternar novedades y libros de hace años, y aunque de este solo han pasado unos meses parece que ha perdido ya su poder de atracción y ventas, y es una lástima porque es adictivo y fantástico. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  19. Me encantó, Xavier: una de mis mejores lecturas del año pasado. Este año leeré La verdad sobre el caso Harry Quebert. Y estoy totalmente de acuerdo en lo que comentas en el penúltimo párrafo sobre la sensibilidad de la trama. A ver si me atrapa igual la de Harry Quebert. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Normalmente los lectores hemos ido del anterior a este y veo que tú harás el camino inverso. Me interesará especialmente leer cómo has visto tú esa segunda novela, así que estaré muy atento a tu reseña cuando la publiques. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  20. Simplemente me encantó. Me entretuvo una barbaridad. Lo recomiendo.

    Por cierto soy Pérfida
    Un saludo coleguita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también creo, como digo en la reseña, que es una novela sumamente entretenida y adictiva. De las que uno a veces necesita encontrarse cuando está atravesando una crisis lectora o un momento delicado, porque no se lee, sino que se bebe. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  21. En su momento leí La verdad sobre el caso... y recuerdo que me gustó bastante, sobre todo por lo que enganchaba.
    Este lo he tenido en duda, una amiga lo comenzó y me comentó que era bastante pesado. Después de tu reseña creo que le daré la oportunidad, no sabía que era el mismo personaje y quiero reencontrarme con el.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A pesar de que es el mismo personaje, podría haber sido otro cualquiera, porque solo comparte nombre y profesión con el narrador del otro libro. No he visto ningún otro vínculo que los relacionara. De todos modos, la novela está a la altura de la anterior, y si disfrutaste de esa seguro que esta no te decepciona. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar
  22. Pues te haré caso, que lo cierto es que no me he estrenado con él. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabría decirte por cuál deberías empezar, porque creo que los dos son muy recomendables y que sabrán atraparte de principio a fin. Mi consejo, pues, es que le des una oportunidad al autor con el que quieras, aunque no entro a valorar Los últimos días de nuestros padres, que es el único de él que aún no he leído. ¡Gracias por el mensajito!

      Eliminar